"Ya comprendí que crear cosas hermosas depende de tener una vida hermosa. Y depende de una vitalidad para vivir esa intensidad y básicamente depende de tener gente al lado que te quiera, no como vos querés para que sea igual a vos... ¡No! De tener gente que te quiera porque es necesario que te quiera, para poder extraer la belleza de algo" (Luis Alberto Spinetta)

viernes, 14 de junio de 2019

PÁEZ, Fito: D.L.G.



Y se abrirá todo el cielo,
no será un día normal,
después de todo
todo llega siempre de algún modo,
las profecías se dan.

Apocalipsis de abajo,
un maremoto de amor,
fiesta en la calle,
un orgasmo que nunca se acabe,
día de resurrección.

Y será un fuego, un pantallazo, un rayo luz conmovedor,
una tormenta, una música infinita.

Negro animal de trabajo,
clama la luna por vos.
Hijo cansado, te observamos pero no te amamos,
cargas con todo el dolor.

Gente de todos los lados,
vientos amigos de Dios,
carguen sus armas,
aunque sea cárguenlas de ganas
y tírenle al cielo su amor.

Y será un fuego, un pantallazo, un rayo luz conmovedor,
una tormenta, una música infinita.

(Rosario, 1963)


“D.L.G.” es una baguala electrónica. Compuesta en Villa Gesell en el verano del 85. La cercanía de mi amiga Liliana Herrero y su pareja de ese momento, Raúl Sepúlveda, fueron fundamentales para mi acercamiento al folklore de vanguardia. De ese caluroso enero con ellos junto a Fernando Noy, Fabi Cantilo y Ale Avalis me traje esa canción que versa de una hipotética revolución que llevarían a cabo unos extraños sujetos apodados “grones”. Así el críptico título: “Día de los grones”. En el país que parió al peronismo esas ideas están en transformación y ebullición permanente. No hace falta más que mirar alrededor. (F.P.)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Disculpen por haber incorporado el verificador de palabras. Hay muchos comentarios electrónicos (spam)