"¿Por qué pasó lo que pasó en La Cueva y La Perla? ... Fijate: un tipo de clase media alta como Moris;
un tipo de clase media de barrio como Javier Martínez; un tipo de clase bohemia con padres músicos como Litto;
un tipo de clase baja, cabecita negra, de calle de Tierra como Tanguito; y un vagabundo sin clase como Miguel Abuelo.
La riqueza de ese intercambio en esas mesas de La Perla, entre pibes de 20 años, fue lo que hizo que ese grupo diera origen al rock nacional" (Pipo Lernoud)

jueves, 9 de julio de 2015

LOS CABALLEROS DE LA QUEMA: Fulanos de nadie




Vivías lejos, nunca supe bien
si tenías nombre, me lo olvidé.
Son las cinco y Palermo tiene poco que contar,
en casa hay dos vinos si prometés que no te enamorás.

Subimos a un taxi fantasma,
asomaban los hijos del sol.
Otra noche, otra almohada lejos del nido
y yo sin caparazón.

Siempre esta pata de palo fue más zorra que mi corazón
y así quedamos, fulanos de nadie...
Y está jodido mojarle una oreja a la soledad,
digamos poco, preciosa, y brindemos por lo que viene y se va.

Por ser de estreno el asunto no estuvo tan mal,
no hay besos campeones en un primer round.
Después nos dormimos, creo que ni te abracé.
Afuera llovía como la penúltima vez.
Junto los vidrios en un vaso, mientras desayunás un papel.
Y planeamos un viaje a Gesell que jamás vamos hacer.

Siempre este parche en el ojo fue más lejos que mi corazón
y así quedamos, fulanos de nadie...
Y está jodido mojarle una oreja a la soledad,
no digas nada, preciosa, y brindemos por lo que viene y se va.

Lo que nos cura se va, siempre se va, lo que nos cura se va,
siempre se va, lo que nos cura se va,
se queda un rato, nos mima, nos miente
y después se va...

Siempre esta pata de palo fue más zorra que mi corazón
y así quedamos, fulanos de nadie..
Y está jodido mojarle una oreja a la soledad,
llenate el vaso, preciosa, y brindemos
por lo que nunca será.


Alejandro Sorraires: saxo
Javier "Nene" Cavo: batería
Martín Carro Vila: bajo
Martín Mendez: guitarra
Martín "Cafusa" Staffolari: saxo
Pablo Guerra: guitarra


domingo, 5 de julio de 2015

LOS ENANITOS VERDES: Aún sigo cantando


En aquel cajón está tu foto
llenándose de tierra. 
Hace tanto que no la veo
como a vos, como a vos...

Te acordás qué tiempos aquellos...
qué tiempos aquellos...
donde todo era un buen motivo
para decir "Te quiero". 

¿Qué le habrá pasado a la vida
que sin quererlo ya ni me acuerdo
cuando con mi viejo iba a la cancha
a ver a aquel Atlético?... 

Te acordás del flaco Spinetta
cuando cantaba: "Todas las hojas son del viento".
Ahí toda nuestra filosofía
era solo ser rockeros. 

Pero cómo han cambiado los tiempos,
todos luchan por mantener sus puestos.
Hay muchos que ahora son ingenieros
pero qué pocos quedaron rockeros. 

Pero yo aún sigo cantando
y lo voy a seguir haciendo.
Una lección me dio la vida: 
tenés que hacer lo que el corazón diga. 

Y ayer quizás pensando en tu foto
por la calle te encontré andando. 
Qué poco ha cambiado nuestra onda
solo cambiaron un poco nuestros cuerpos. 

Espero que el tiempo ahora no borre
a esta gente que tanto amo
porque sin ellos no valgo nada
su alma es mi alimento.


Felipe Staiti: guitarra
Marciano Cantero: bajo, teclados y voz

Ex integrantes
Daniel Piccolo: batería

miércoles, 1 de julio de 2015

SERÚ GIRÁN: Eiti Leda



Quiero verte la cara 
brillando como una esclava negra,
sonriendo con ganas.

Lejos, lejos de casa 
no tengo nadie que me acompañe a ver la mañana
y que me dé la inyección a tiempo, 
antes que se me pudra el corazón,
ni caliente estos huesos fríos, nena.

Quiero verte desnuda 
el día que desfilen los cuerpos
que han sido salvados, nena.
Sobre alguna autopista 
que tenga infinitos carteles 
que no digan nada.

Y realmente quiero que te rías 
y que digas que es un juego no más.
O me mates este mediodía, nena.

Entrando al cuarto, volando bajo,
la alondra ya está cerca de tu cama, nena. 
Quiero quedarme, no digas nada,
espera que las sombras se hayan ido, nena.

No ves mi capa azul ,
mi pelo hasta los hombros,
la luz fatal,
la espada vengadora.
¿No ves que blanco soy, no ves?

Quiero quemar de a poco 
las velas de los barcos anclados 
en mares helados, nena. 

Este invierno fue malo 
y creo que olvidé mi sombra en un subterráneo.
Y tus piernas cada vez más largas
saben que no puedo volver atrás,
la ciudad se nos mea de risa, nena.



Charly García: teclados y voz
David Lebón: guitarra y voz
Oscar Moro: batería